Se le paraliza la cara luego de recibir la vacuna

enero 8, 2021

Un efecto adverso de la vacuna de Pfizer  contra el COVID-19, le ocurrió a una mujer israelí.  Este fue el caso de una mujer de 72 años, la cual fue vacunada contra el Covid-19 durante la semana pasada, observando que al pasar los días dejo de sentir parte de su rostro.

Las declaraciones del Portal israelí  Mako, relatan que la mujer acudió al hospital donde recibió la vacuna y presentar su problema, allí fue evaluada por los médicos manifestándole que este fue un efecto adverso  y que posterior a su tratamiento desaparecerían los síntomas.

La señora  cuyo nombres Iza  Dubinovsky declaro estar angustiada , ya que esto le impide su vida normal, y por consiguiente comer y beber, además mantiene la preocupación de que este efecto prevalezca, es decir se mantenga así.

Le han realizado varios exámenes

Al acudir al hospital le realizaron varios exámenes entre ellos una tomografía  computarizada,  todos estos exámenes señalaron que la paciente estaba sana  y  que la parálisis  fue una reacción adversa de la vacuna.

De inmediato los profesionales médicos le indicaron esteroides y descanso hasta que estos efectos desaparezcan, aunque dudad si sería lo correcto recibir la segunda dosis de dicha vacuna.

Un respetado medico el Doctor Samit Badarna,  Director de Neurología del Hospital manifestó que esta es una reacción conocida como Parálisis de Bell, la cual afecta el nervio  facial periférico y las razones de este efecto aún no están claras, hay quien señala que es producto de una enfermedad viral, otros alegan que es producto de una enfermedad autoinmune

Por otra parte, agrego el medico que  pueden suceder otras reacciones tras colocarse la vacuna, ya que  las enfermedades autoinmune basada en el sistema inmunológico  del cuerpo puede producirse  una vez recibida la vacuna”.

Por otro lado, otra noticia informa que dos hombres murieron una vez recibida la vacuna contra el COVID 19, el hecho ocurrió  a las 24 horas de haberse vacunado.

En la actualidad en Israel se han colocado más de un millón de vacunas, un aproximado del 11 por ciento de la población total.