Lugares de culto pueden abrir en Madrid y Barcelona

mayo 8, 2020

Aunque algunos lugares donde se realiza culto a Dios no habían cerrado sus puertas motivado al estado de alarma, porque no estaba establecido en el decreto de fecha 14 de marzo, si habían suspendido las aglomeraciones  de personas.

En la actualidad dada las medidas de flexibilización publicadas por el gobierno dentro de la lucha contra la pandemia mundial, las ciudades de Madrid y Barcelona se están preparando para volver al culto con asistencia de personas dentro de los templos

La comunidad de Madrid, el área metropolitana de Barcelona y parte de Castilla y León ubicadas en la fase 0 de la pandemia,  desde el 18 de mayo han podido abrir sus templos con un treinta por ciento de asistencia d acuerdo a la capacidad de sus templos.

En la ciudad de Barcelona aunque se mantenga la fase 0, se podrá realizar congregaciones, con la condición de no superar un tercio de la capacidad del templo, ya desde este momento es necesario solicitar la colaboración de todos para poder reiniciar el culto público.

Las provincias que pasan a fase 1 como Albacete, Ciudad Real y Toledo, en Castilla,  La Mancha o Málaga y Granada en Andalucía, también podrán abrir los lugares de culto. Las Islas Fomentera, en Baleares, la Gomera, El Hierro y Graciosa, en Canarias abrirán con un cincuenta por ciento  de la asistencia de acuerdo a la capacidad del templo al pasar a la Fase 2 de la escalada de la pandemia.

 

Será obligatorio el uso de mascarillas

 

Al mismo tiempo será obligatorio el uso de las medidas de precaución  como las mascarillas se pide que actúen con extrema prudencia, a fin de evitar futuros focos de contagios.

Además se sugiere  a las personas en riesgo, gente mayor y enfermos,  que permanezcan en sus hogares,  y sigan las celebraciones por los medios de comunicación o redes sociales.

En el relacionado con la Federación de Entidades Religiosas Evangélicas de España (FEREDE), ha recomendado a las Iglesias evangélicas limitar su culto a los días domingos, repartirán mascarillas y pondrán señales en los bancos de los templos para mantener la distancia de seguridad durante este tiempo.